Buscar

Rinitis Alérgica

La rinitis alérgica es la enfermedad crónica más frecuente en nuestro medio. Se estima que puede afectar a 500 millones de personas en todo el mundo. Si el antecedente de enfermedad alérgica existe en ambos progenitores, la posibilidad de desarrollar la enfermedad ocurre en más de un 40%.


¿Cómo se diagnostica la rinitis alérgica?


Debe sospecharse cuando un paciente presenta: picor nasal, estornudos frecuentes, obstrucción o congestión nasal, pérdida del olfato y secreción mucosa nasal que se produce o exacerba ante la exposición a diversos desencadenantes denominados alérgenos, generalmente ambientales.


Las pruebas complementarias de elección son las cutáneas (prick test), que pueden ser utilizadas en pacientes de cualquier edad en los que se sospeche sensibilización.


¿En qué consiste el tratamiento?


Las medidas de evitación de alérgeno deben ser una parte integral de la estrategia de manejo. Al iniciar tratamiento farmacológico debe considerarse la severidad y la duración de los síntomas, las preferencias del paciente, así como la eficacia, disponibilidad y coste de la medicación.


Los corticoides intranasales son los fármacos de primera línea. Es preferible usar los de última generación, ya que han demostrado no tener efectos adversos sistémicos.


Los antihistamínicos son efectivos contra los síntomas de estornudos, secreción mucosa, picor nasal y ocular. La inmunoterapia (vacunas) es la única terapia que modifica el curso natural de la enfermedad alérgica y aporta un tratamiento etiológico de la misma. El tiempo de administración será a largo plazo (3-5 años) y su eficacia se medirá en función de la mejoría de la sintomatología y el menor uso de medicación.


¿Cuándo se debe operar un paciente con rinitis alérgica?


Cuando el manejo médico conservador no consigue mejoría suficiente, se deben descartar alteraciones anatómicas potencialmente corregibles mediante cirugía. Para esto es esencial realizar una endoscopia nasal. La cirugía en la rinitis alérgica puede contribuir al funcionamiento dinámico de la vía aérea nasal aliviando los síntomas, además de conseguir un mayor acceso y distribución de los fármacos en la cavidad nasal. Suele estar enfocada al tratamiento del cornete inferior (turbinoplastia) y a la corrección de una desviación del tabique nasal cuando esta es obliterante.



Reducción de cornetes por radiofrecuencia


17 vistas

Otorrinolaríngólogo

Dr. Franklin Mariño Sánchez

Actividad Profesional

Unidad de Rinología y Cirugía de Base de Cráneo

Servicio de Otorrinolaringología

Hospital Ramón y Cajal

Ctra. de Colmenar Viejo

km. 9,100. 28034 Madrid.

Tel: 91 336 80 00

Consulta Privada

Instituto Oto Vértigo

Calle Jorge Juan, 94, 28009 Madrid.

Tel: 912 90 48 00